La República Popular China es uno de los países más grandes del mundo y el más poblado. Cuenta con casi 4000 años de historia en los que se sucedieron numerosas dinastías hasta llegar a la república actual establecida por Mao Tse Tung (o Mao Zedong). Tiene incontables monumentos, múltiples ejemplos de arte ancestral, gran diversidad climática y paisajística…
Haría falta mucho tiempo para conocer todo el país, pero aquí dejamos una muestra de lo que se puede ver y hacer durante una semana en tres ciudades del norte: Pekín, Xian y Shanghai.
¡Bienvenidos a la Tierra de los Dragones!

Qué ver en China en 1 semana

Pekín
La capital del país, Pekín o Beijing, combina pasado y presente, tradición y modernidad. Se caracteriza por tener gran cantidad de templos, palacios y otros monumentos famosos junto con grandes bloques de viviendas y rascacielos. La alta contaminación y un día nublado pueden hacer que parezca una ciudad gris, pero los colores de sus construcciones más tradicionales hacen de contraste.
Qué ver en China en 1 semana
Los imprescindibles durante una visita de un par de días a Pekín son:
Plaza de Tiananmen
Considerada la plaza más grande del mundo, la plaza de Tiananmen o plaza de la Puerta de la Paz Celestial fue el triste escenario delas protestas de 1989 en favor de la democracia. Está siempre muy concurrida por locales y turistas.
En ella se encuentran:
  • La puerta de Tiananmen o de la Paz Celestial hacia la Ciudad Prohibida, con un retrato de Mao, dos parejas de leones y una pagoda de piedra.

Qué ver en China en 1 semana

  • El Gran Salón del Pueblo, donde se reúne el Congreso Nacional del Pueblo.
  • El Mausoleo de Mao Zedong, donde se encuentra el cuerpo embalsamado del fundador de la república.
  • El monumento a los Héroes del Pueblo, obelisco de granito en homenaje a los caídos en el movimiento revolucionario chino.
  • La Torre Quianmen o Zhengyangmen, una antigua torre de vigilancia.
  • El Museo Nacional de China, con exposiciones y colecciones sobre la historia del país.

 

Ciudad Prohibida
Declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1987, es un conjunto de edificios que fueron residencia de emperadores durante la época de las dinastías. Se trata de un recinto rectangular, con una muralla con 4 puertas y rodeado por un foso con agua.
Qué ver en China en 1 semana
Alberga 4 torres en las esquinas, una plaza atravesada por el Río de Agua Dorada que tiene cinco puentes, varios Salones con rampas de acceso que tienen bajorrelieves, unos jardines imperiales… 
Qué ver en China en 1 semana
Todo está muy profusamente decorado, y es tal la extensión del complejo que hacen falta varias horas para poder verlo.
Palacio de verano
Fue construido para huir del calor de la Ciudad Prohibida durante el verano. Es un conjunto de palacios que conviven en armonía con colinas, jardines y lagos en un gran ejemplo de arte paisajista chino; fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1998.
Destaca el inmenso lago Kunming por el que se puede navegar en unos barcos con forma de dragón, ideales para los turistas.
Qué ver en China en 1 semana
En el lago también hay un característico barco de mármol, bonitos puentes como el de los 17 arcos o el de jade… y navegando se tienen vistas de la famosa colina de la Longevidad con la Torre de la Fragancia de Buda o de la Pagoda de Yu Feng sobre la colina Yu Quan.
Qué ver en China en 1 semana
También están el Salón de la Benevolencia y la Longevidad con las esculturas del dragón y el ave fénix en la entrada, representando al emperador y la emperatriz.
Y el Gran Corredor, un largo pasillo cubierto, con una decoración de mil colores en el techo.
Esta es solo una muestra de lo que se puede ver en este gran monumento; al igual que en la Ciudad Prohibida, también hay que dedicar varias horas para poder verlo por completo.
Además, no muy lejos está el antiguo palacio de verano, que fue destruido en el siglo XIX y actualmente se encuentra en ruinas.
Templo de Yonghe o Templo de los Lamas
Es el templo budista tibetano más importante fuera del Tíbet. Cuenta con una cuidada decoración de frescos, arcos, tapices, estatuas de Buda y una pareja de leones chinos. 
Qué ver en China en 1 semana
Si se dispone de más tiempo, otros monumentos para visitar en Pekín pueden ser el Templo del Cielo, el Parque Beihai, el  Parque Jingshan  o Colina del Carbón… 
También es muy recomendable pasear por los antiguos callejones o hutongs, bien a pie o en rickshaw (bicitaxi), para ver la actividad de la vida cotidiana.
Estando en Pekín, es imprescindible visitar la Gran Muralla, símbolo de China y otro de sus muchos Patrimonios de la Humanidad. No está cerca, a unos 75 kilómetros, pero siendo además una de las 7 maravillas del mundo moderno, bien vale la pena el desplazamiento. Además de en coche con tours privados, se puede llegar en bus o en tren.
Qué ver en China en 1 semana
Con casi 9000 kilómetros de longitud, la Muralla tuvo en su origen un fin defensivo. Está dividida en varias secciones, de las cuales la llamada Badaling es la más frecuentada por los turistas, ya que fue la primera abierta al público y tiene un teleférico que facilita el acceso. También es la más restaurada y tiene hasta puestecillos de souvenirs.
Y así terminamos el recorrido por Pekín, una ciudad muy diferente al mundo occidental.
Xian
Situada a más de 1000 kilómetros al suroeste de Pekín, es conocida por el gran descubrimiento arqueológico que tuvo lugar accidentalmente en 1974: la tumba del emperador Qin Shi Huang y los casi 8000 famosos guerreros de terracota que la custodian, Patrimonio de la Humanidad desde 1987. La tumba nunca ha sido abierta y los guerreros inicialmente estaban pintados de colores, pero los perdieron con el paso del tiempo. Resulta impresionante ver todos los guerreros y algunos caballos dispuestos en filas, como un enorme batallón listo para defender la tumba de su emperador.
Qué ver en China en 1 semana
Cerca se encuentra el balneario de Huaqing, perfecto para darse un capricho después de la visita cultural. Pero también en la ciudad hay cosas para ver, como las Torres de la Campana y del Tambor, la calle Shu Yuan Men, la Gran Pagoda de la Oca Salvaje, el Bosque de Estelas, la Gran Mezquita, el Templo Famen…
Por desgracia no hubo tiempo para verlo todo, pero ¡queda anotado por si hay una próxima ocasión!
Shanghai
Situada a más de 1200 kilómetros al sureste de Pekín y a casi 1400 al este de Xian, es la ciudad más poblada de China a pesar de no ser la capital, y también su mayor centro financiero, industrial y comercial. Atravesada por el río Huangpu, es una de las ciudades de aspecto más occidental del país y el paraíso de las compras con miles de tiendas en las calles Nanjing y Huaihai.
Los imprescindibles durante una visita de un par de días a Shanghai son:
Ciudad antigua
El casco histórico de la ciudad está formado por callejuelas estrechas con multitud de tiendas con mil artículos, restaurantes… incluso farmacias tradicionales con grandes cerámicas de ungüentos. 
Qué ver en China en 1 semana
También se pueden ver restos de las antiguas murallas de la ciudad y pequeños templos salpicados por las calles. Es aquí donde encontramos el Jardín Yuyuan, un fantástico conjunto de pabellones, estatuas, fuentes, rocas y estanques con carpas naranjas.
Bund
Es el malecón de Shanghai, convertido en zona peatonal, en la que están la mayor parte de edificios occidentales procedentes del periodo colonial europeo. Destaca el edificio de la antigua aduana con su característico reloj, el del Banco de Hong Kong y Shanghai con una bonita cúpula y el del Hotel Peace con un techo piramidal verde junto al del Banco de China.
Aquí encontramos también el parque Huangpu, también de estilo occidental, en el que se reúnen los locales por las mañanas para hacer taichi.
Skyline de Pudong
Pudong es el distrito financiero situado enfrente del Bund, al otro lado del río Huangpu. Es famosa la vista de su skyline, en el que se aprecian unos altísimos edificios como el de la torre de televisión Perla Oriental o la Torre Jin Mao. El día de nuestra visita el cielo estaba prácticamente negro, presagio de la gran tormenta de verano que cayó poco después.
Qué ver en China en 1 semana
También se puede tomar un crucero por el río para tener una vista diferente del skyline. ¡Y preciosa la vista nocturna!
En este viaje se estaba terminando de construir el Shanghai World Financial Center y aún no existía la torre de Shanghai, que se inició a finales de 2008 y se terminó en 2016, siendo hoy en día el edificio más alto de China. Así que subimos a la Torre Jin Mao.
La torre tiene 420,5 metros de altura y 88 pisos, distribuidos así: los dos primeros son vestíbulo, del 3 al 50 son oficinas, del 53 al 87 son instalaciones del hotel Grand Hyatt Shanghai y el 88 es un mirador desde el que se tienen unas vistas impresionantes del interior hacia abajo… ¡No apto para personas con vértigo!
Otros monumentos para ver en Shanghai si se tiene más tiempo pueden ser el Templo del Buda de Jade, la pagoda Long Hua, People’s Square, el Museo de Arte e Historia…
Pero no todo iba a ser ver monumentos sin parar en este viaje. También hubo tiempo para algunas actividades que se pueden hacer para complementar, como tomar un té, degustar unos platillos típicos, darse un masaje de pies (ojo, que lo pueden hacen con bastante fuerza y hay que pedir que aflojen) o asistir por la noche a ver un espectáculo del arte de servir el té y la imprescindible ópera china en el Hotel Jianguo Qianmen.
Y por qué no, ir al Mercado de la Seda, el famoso centro comercial de imitaciones de grandes marcas en el que se puede conseguir casi cualquier tipo de artículo a precios muy bajos. Pero cuidado, ¡que los chinos timan en cuanto pueden! Recuerdo un reloj “Bulgari” por 8 euros que en la tienda funcionaba perfectamente y al llegar a Madrid no tenía la ruedecita de ponerlo en hora…
Y esto es lo que pudimos ver en un rápido recorrido por China. Añadimos que para moverse por unas ciudades tan grandes, es muy recomendable aventurarse en el metro, que no es tan difícil como pudiera parecer, ya que el nombre de las estaciones está en inglés además de en chino.
Para ir de una ciudad a otra, al ser las distancias tan grandes, lo mejor es utilizar vuelos internos para optimizar el tiempo.
Finalizamos ya este viaje. Son muchos los monumentos, paisajes, actividades y comidas que no hemos visitado, admirado, realizado ni saboreado. Quién sabe si tendremos la oportunidad de volver a esta milenaria tierra para seguir aprendiendo de su cultura y tradición.
¡¡Hasta el próximo post!!
Qué ver en China en 1 semana
5 (100%) 1 vote