Ya desde hace tiempo teníamos muchas ganas de conocer la isla de Sicilia, nos llamaba mucho la atención. En 2016, aprovechando una semana libre, nos fuimos a darle la vuelta a la isla en 7 días; era un tanto ambicioso por el tamaño de la isla (séptima isla más grande de Europa), pero nosotros, con tantos road trip realizados, sabemos optimizar los tiempos al máximo.
Claramente dejamos algunos sitios sin visitar, pero priorizamos en lo que consideramos son los puntos más destacados de la isla.
La diversidad de culturas que en épocas antiguas conquistaron Sicilia como fenicios, griegos y romanos, han dejado huella por toda la isla en cuanto a cultura, arquitectura y gastronomía. 

Itinerario – Qué ver en Sicilia en 7 días

Sicilia es una isla con mucho para visitar, así que la dividiremos en 3 zonas para agrupar los lugares por los que pasamos: norte/oeste, sur y este. 
Día 1: Madrid-Palermo. Los vuelos desde Madrid no tienen los mejores horarios ni frecuencia por lo que llegamos casi a las 13 horas, aunque nos dio tiempo de recorrer un poco de Palermo (zona norte/oeste).
Día 2: Palermo-Marsala. Salimos en coche para visitar Monreale, los templos de Segesta, Érice y hacer noche en Marsala (zona norte/oeste).
Día 3: Marsala-Enna. Este día visitamos los templos de Selinunte y Agrigento, además de Enna (zona sur).
Día 4: Enna-Catania. Visitamos la Villa Romana del Casale, Caltagirone y los principales puntos de Catania (zonas sur y este).
Día 5: Desde Catania bajamos en este día para visitar Siracusa, Noto, Módica y Ragusa (zona sur).
Día 6: Catania-Taormina. Este día teníamos planeado subir al volcán Etna pero el día estaba nublado por lo que decidimos ir directamente a Taormina (zona este).
Día 7: Taormina-Palermo. Ya en el último día del road trip, de camino a la capital, pasamos por Cefalú (zona norte).
Como en anteriores road trips, realizamos un recorrido cuasi circular por la isla, este es el mapa del recorrido con los puntos principales:
¿Cuándo ir a Sicilia?
Sicilia se caracteriza, al estar en el Mediterráneo, por tener inviernos suaves y veranos muy cálidos (demasiado según comentarios), por lo que decidimos ir en octubre, cuando, en teoría, se puede encontrar una temperatura intermedia (aunque nosotros encontramos bastante calor) y, sobre todo, menos cantidad de turistas.
¿Cómo desplazarse?
Lo ideal para recorrer Sicilia es alquilar un coche, ya que hay sitios como los templos de Segesta, a los que es mejor ir por libre para poder apreciarlos mejor. En la isla existe red de ferrocarril y líneas de autobuses pero, si no es en coche alquilado, no se pueden recorrer tantos puntos en solamente 7 días.
Imprescindibles en Sicilia
  • Templos: por toda la isla se encuentran ruinas y vestigios griegos; los más importantes son Selinunte y la zona arqueológica de Agrigento.

qué ver en sicilia en 7 días

  • Ciudades: nos encantaron las ciudades de Noto, Marsala y Érice, aunque esta última no pudimos verla con todo el detenimiento que merece.
  • Patrimonios de la Humanidad: existen en Sicilia varios lugares considerados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. De los que vimos, recomendamos las ciudades de Palermo, valle del Noto y Siracusa; las catedrales de Monreale y Cefalú, la Villa Romana del Casale y la zona arqueológica de Agrigento.

qué ver en sicilia en 7 días

  • Mercadillos callejeros: son un espectáculo para los sentidos por la cantidad de mercancías con diferentes colores y olores, y los comerciantes que vociferan los precios. Es obligado visitar algún mercadillo de cualquier ciudad; nosotros visitamos el Mercato di Ballaró en Palermo, el de Ortigia en Siracusa y el Fish Market en Catania.
Gastronomía siciliana
En cuanto a la gastronomía en Sicilia, al ser parte de Italia, se encuentra mucha pasta y toda muy rica. Destaca la pasta alla Norma (con berenjena).
Pero, al ser una isla, también existen muchos platos preparados con base de pescado y marisco, e incluso otros con influencia de otras culturas.
En Palermo es muy famosa la llamada comida de calle, donde hay comida rápida para comer en poco tiempo o mientras se da un paseo, como trozos de pizza o comida más siciliana como el arancini, bola de arroz rellena de carne, guisantes, jamón o queso, aunque encontramos también algunas ya más elaboradas con cerdo, salmón, sardinas, etc.
Por la influencia árabe se puede probar pasta con le sarde (pasta con sardinas) y cuscús de pescado, además de otros platos elaborados con cítricos, canela y azafrán.
En cuanto a pescados, también abundan el pez espada, el atún y las anchoas. Nos quedamos con muchas ganas de probar los involtini de pesce spada, que no pudimos por no estar disponibles nunca en los restaurantes.
Como ingredientes típicos de la dieta mediterránea están las olivas y las verduras, con las que se prepara la caponata, un guiso parecido al pisto que nunca falta en los buffets de las trattorias sicilianas.

Mención especial merecen los pistachos, ya que incluso tienen denominación de origen propia. Hay muy poca producción y por eso se consumen por entero en la isla.

Con ellos se preparan pastas tanto saladas como dulces que se ven mucho en los mercadillos.

En cuanto a los dulces, muchos de ellos se deben también a los árabes, como los cannoli (masa dura rellena de queso ricota con frutas confitadas o chocolate), la cassata (crema dulce de queso ricota, mazapán y frutas confitadas) y la frutta Martorana (mazapanes en forma de fruta, muy abundantes en los mercadillos también).
Además, es muy famoso el chocolate de Módica y, como en toda Italia, los helados son deliciosos, los que probamos estaban riquísimos.
En fin, que en Sicilia, precisamente mal no se pasa en cuanto a variedad para comer… ¡De hecho, lo recordamos como uno de los viajes en los que mejor hemos comido!
Y aquí dejamos esta pequeña guía de qué ver en Sicilia en 7 días. A pesar de que fuimos tan pocos días, no es imposible darle la vuelta a la isla y disfrutar de todo lo que ofrece.
 ¡¡Hasta el próximo post!! 
Guía para recorrer Sicilia
5 (100%) 1 vote