Aprovechando que fuimos en un día a visitar el Parque Nacional de las Tablas de Daimiel y la laguna Navaseca, nos acercamos a Motilla del Azuer, pues teníamos muchas ganas de conocerla por las imágenes que ya habíamos visto y que nos habían parecido impresionantes.
Se trata de un yacimiento prehistórico de la Edad de Bronce (años 2200-1350 a. C.), situado en la vega del río Azuer y a unos 15 kilómetros del pueblo de Daimiel. Es el único yacimiento en toda la península con estas características. 
Visita a Motilla del azuer

Vista aérea

Visita a Motilla del azuer
Recibe el nombre de motilla derivado de mota: estas construcciones, al ser abandonadas, se van cubriendo de tierra y quedan como una elevación del terreno de poca altura, que es una de las definiciones de la palabra mota y que desconocíamos.
Visita a Motilla del azuer

Maqueta Motilla de las Cañas

La construcción es un asentamiento fortificado, dispuesto en diversos muros concéntricos, levantados con piedra caliza y arcilla y que parecen un laberinto, para dificultar el acceso a su interior en caso de ataque; la Edad de Bronce manchega fue una época de lucha por los recursos naturales existentes y era común que unos grupos peleasen con otros para conseguirlos. 
El asentamiento está dividido en dos partes, una intramuros, que cumplía funciones de almacenaje y realización de actividades cotidianas en torno a una torre central, y otra extramuros, donde se situaban las viviendas y se llevaban a cabo los enterramientos. Se puede entrar a la parte intramuros, que también resulta espectacular.
Visita a Motilla del azuer

Zona de almacenaje

Visita a Motilla del azuer

Torre central

La torre central es de aproximadamente 2 metros de altura y se puede subir por escaleras que se han habilitado para que se pueda observar mejor todo el perímetro del yacimiento. Desde aquí se tiene la mejor vista del pozo.
La parte más llamativa es el pozo, que servía para extraer agua de una masa subterránea que hay en la zona y que si ha llovido estará lleno de agua. En esta ocasión, se encontraba vacío, pero resultaba igualmente asombroso. Como dato importante, es el sistema hidráulico más antiguo de la península.
Se ve claramente cómo hay una escalera de bajada para realizar la excavación del mismo o para recolectar el agua cuando el nivel no era tan alto.
Visita a Motilla del azuer
La verdad es que aprendimos mucho sobre la Cultura del Bronce Manchego gracias a las detalladas explicaciones de Miguel Torres, el arqueólogo encargado de las visitas guiadas en la Motilla del Azuer. ¡Pero no podemos desvelar todos sus secretos…! Pero sí podemos mostrar cómo se ve el yacimiento desde el aire con este vídeo.

Tras la visita, se puede entrar en una caseta que hay al lado en la que se puede ver, a través de imágenes, los trabajos arqueológicos de excavación llevados a cabo para dejar al descubierto la construcción; también dos maquetas, en las que se puede observar la Motilla del Azuer vista desde arriba y la Motilla de las Cañas (dentro del Parque Nacional de las Tablas de Daimiel y no visitable) vista como sería antes de efectuar trabajos de excavación (imagen mostrada anteriormente).

La forma de llegar hasta Motilla del Azuer es con visita guiada, comprando previamente la entrada a través de la web del yacimiento, donde además se puede consultar el calendario de disponibilidad de turnos para la visita y más información referente a la visita:

http://www.motilladelazuer.es/

Pero la visita no estaría completa sin conocer más detalles sobre la prehistoria en Daimiel, así que fuimos al Museo Comarcal de Daimiel, en cuya planta semisótano pudimos poner en contexto el yacimiento y ver piezas extraídas del mismo durante los trabajos de excavación.

 

También se puede proseguir el recorrido para ver la posterior evolución con otras culturas, como íberos y romanos.

Además, en la planta baja está una parte de la Colección Carranza de cerámica, considerada la más importante de España. Se pueden ver piezas procedentes de diversos lugares del país, como Talavera la Reina o Sevilla, y de otros países europeos, como Holanda o Portugal.

Por último, en la planta alta, se hace un recorrido desde el mundo moderno hasta la actualidad, a través de diversos objetos. También hay un espacio dedicado al arquitecto Miguel Fisac, que nació en Daimiel y a toda su obra, con sus edificios más destacados.

Y así termina una escapada de lo más instructiva a la vez que no muy conocida, y solo a un par de horas desde Madrid. ¡Esperamos que esta visita a Motilla del Azuer despierte muchas ganas de conocer este yacimiento porque merece muuuucho la pena!

¡¡Hasta el próximo post!!

Visita al yacimiento Motilla del Azuer en Daimiel
5 (100%) 2 votes