El yacimiento o parque Arqueológico de Carranque es una pequeña joya que tenemos muy cerca, en Toledo. Si tienes debilidad por las ruinas romanas, como nosotros, no te puedes perder estas, que están a tan solo una hora de Madrid, por lo que incluso se puede ir y volver en el día. Como sucede en buena parte de los hallazgos arqueológicos, se descubrió por casualidad al encontrar un mosaico en al año 1983, y actualmente es uno de los conjuntos más importantes de la Hispania romana.
Al yacimiento se llega por el Camino del Parque Arqueológico desde el pueblo de Carranque hasta un aparcamiento y, ya andando, hay que atravesar un original puente sobre el río Guadarrama para llegar al centro de interpretación.
Aquí comienza la visita, ya que se pueden ir aprendiendo datos en las exposiciones; cuando estuvimos nosotros había una sobre la cerámica romana con toda su evolución a lo largo del periodo romano.
Pero lo mejor es un vídeo en el que se recrea la antigua villa romana y cómo era la vida durante aquellos años.
El conjunto corresponde al periodo tardorromano y consta de tres partes: el edificio palacial, el mausoleo y la casa de Materno.
El edificio palacial tuvo un uso civil y fue reutilizado a lo largo del tiempo por diferentes culturas. De él se conservan columnas de mármol, restos de tumbas de necrópolis visigoda y cristiana y un muro que debió de ser de alguna otra construcción posterior.
parque arqueológico de carranque
El mausoleo tuvo un uso funerario, y estaba destinado a albergar los restos del propietario de la villa y su familia. Solo se conserva su planta.
parque arqueológico de carranque
La casa de Materno, que así se llama debido a la inscripción que aparece en uno de los mosaicos encontrados, era de grandes dimensiones y tenía las habitaciones dispuestas alrededor de un patio central. Destacan los grandiosos mosaicos en cada una de las habitaciones, que se conservan bastante bien. Se encuentra en una instalación cubierta para evitar su deterioro.
Estos mosaicos nos gustaron muchísimo, en especial el de Océano, que se ha convertido en la imagen del Yacimiento y el de la Metamorfosis. El primero representa al dios Océano con decoración de animales marinos y motivos florales.
El segundo representa diferentes escenas de dioses: en el centro Afrodita, en las cuatro esquinas Artemis, Atenea y Hércules, y en los laterales el rapto de Hylas, Tisbe y Píramo, el rapto de Amimone y el baño de Diana.
parque arqueológico de carranque
Pero hay muchos otros:
La muerte de Adonis
parque arqueológico de carranque
Briseida y Aquiles
parque arqueológico de carranque
También nos llamó mucho la atención los restos de una sala que constituía el sistema de calefacción de la casa: fuera de la casa había un horno de leña que calentaba el aire y este circulaba entre unos pilares de ladrillo que sostenían el suelo de la casa, distribuyéndolo así por las estancias. Después salía por tubos cerámicos situados en algunas habitaciones.
parque arqueológico de carranque
Por último, algunos datos prácticos como que se puede visitar libremente pero también hay interesantes visitas guiadas, y que cierra los lunes y martes.
Se puede encontrar mucha más información en su página web:
Esperamos haberos despertado las ganas de visitar esta joya arqueológica y que os sorprenda tanto como a nosotros.
¡¡Hasta el próximo post!!
Visita al parque arqueológico de carranque
5 (100%) 1 vote