Otra de las actividades que realizamos durante los días que estuvimos en Monteverde, Costa Rica, fue visitar la reserva biológica Bosque Nuboso. Esta reserva privada se encuentra ubicada a lo largo de la sierra de Tilarán y tiene una extensión de 5000 hectáreas.
En esta reserva se pueden realizar varias rutas de trekking entre el bosque para apreciar la diversidad de especies que lo habitan. La administración de la reserva nos invitó a conocer varios tramos de diferentes rutas para tener la oportunidad de apreciar la mayor cantidad de seres vivos. Así que realizamos una parte del sendero llamado Nuboso, el sendero Quebrada Cuecha y el sendero George Powell.
bosque nuboso monteverde

​Normalmente, no solemos hacer las rutas con guía, pero en esta ocasión también nos asignaron un guía especializado (Sergio) y lo cierto es que, si hubiéramos realizado el recorrido solos, no habríamos visto ni la mitad de lo que nos mostró Sergio.

​No habíamos empezado el recorrido y en la entrada de la reserva ya empezamos a ver animales, cerca de las oficinas de la reserva se paseaba buscando alimentos un coatí y, en el árbol sobre nosotros, el guía nos mostró con un telescopio especial una serpiente que tenía días de estar en mismo lugar, aparentemente se alimentó y se puso en el árbol a hacer la digestión.

Y es que el Bosque Nuboso es una de las reservas más importantes que se pueden encontrar en Costa Rica por los siguientes datos relevantes:
– Existen 878 especies de epifitas en la reserva.
– Es el bosque nuboso más famoso del mundo albergando más de 100 especies de mamíferos, 400 tipos de aves, 120 tipos de anfibios y reptiles, miles de insectos, 3.000 especies de plantas de las que destaca la mayor cantidad de orquídeas con alrededor de 500 especies.
– El promedio anual de precipitación es de 2.579 mm, siendo el bosque más húmedo de Costa Rica.
– Tiene una temperatura anual de 18 ºC que lo hace ideal para muchas especies que habitan el bosque.
– Solo el 3% del territorio de la reserva es utilizada para visitas de turistas, el resto esta bajo estricta protección y es utilizadas por biólogos autorizados.
– Esta reserva es una de las siete maravillas naturales de Costa Rica.
Ya registrados en la entrada de la reserva iniciamos la visita. El primer recorrido lo hicimos por el sendero Nuboso. Toda esta reserva está constantemente cubierta de nubes por estar a 1850 metros de altura, lo que le da su nombre.
bosque nuboso monteverde
Al iniciar el sendero, a pocos metros ya nos encontramos con animales, a un costado había una especie de pavo pico azul posado sobre unos matorrales. Al ser Costa Rica uno de los países biológicamente más diversos del planeta, con el 4% de las especies de plantas y animales conocidas, es normal en cualquier reserva encontrarse con muchos animales.
bosque nuboso monteverde
Durante el resto del recorrido del sendero Nuboso, nuestro guía Sergio nos mostró diferentes especies de plantas entre ellas una planta llamada “sombrilla de pobre” u “oreja de elfante”, miniorquídeas, insectos y nos explicó interesantes datos del ecosistema del bosque nuboso y su importancia para los científicos y biólogos que vienen de todo el mundo a investigar a este bosque.
bosque nuboso monteverde
Tomamos el sendero Quebrada Cuecha, que es más corto y es una línea recta que termina en una pequeña caída de agua de la quebrada. Durante este recorrido nos encontramos con más animales, un grupo de perdices, mariposas, un colibrí en su nido y un insecto de color verde espectacular. 
bosque nuboso monteverde
Ya al final del sendero, está la pequeña cascada de la quebrada Cuecha; aquí, en un banco en el mirador, se puede descansar un poco antes de volver.
Ya de regreso, nos desviamos para tomar el sendero George Powell, en el que se puede apreciar una gran variedad de musgos, árboles y plantas epífitas (plantas que crecen sobre otras plantas), en especial una variedad llamada ficus estrangulador que crece tanto que va matando poco a poco el árbol por el que trepa hasta que queda hueco.
En uno de ellos encontramos también unos murciélagos que aprovechan la oscuridad para tener su morada.
bosque nuboso monteverde
Incluso nos encontramos con un tronco sonriente; cuando la naturaleza esta en armonía todos somos felices.
bosque nuboso monteverde
Además de los senderos que recorrimos (sendero Nuboso, sendero Quebrada Cuecha y sendero George Powell), existen muchos otros que pueden realizar. Una de las rutas más recomendables es hacer todo el sendero Nuboso hasta el final, donde se encuentra un mirador llamado La Ventana en el que se puede sentir la fuerza de los vientos alisios del Atlántico y el Pacifico. O también se puede visitar el puente colgante de Wilford Guindon.
Por último, junto a la cafetería de la reserva, se puede disfrutar con los colibríes que vuelan junto a los árboles y se alimentan en los recipientes colocados para tal fin. 
En fin, visitar el Bosque Nuboso Monteverde es una experiencia en la que podréis ver y sentir la naturaleza de primera mano. Agradecemos a la administración de la reserva  la invitación para conocer este bosque lleno de vida y, en especial, a nuestro guía Sergio, que nos mostró la biodiversidad de este maravilloso lugar.
Si quieres visitar esta reserva te dejamos el link a su pagina para que puedas informar de horarios y precios.
¡¡Hasta el próximo post!!
Trekking por el Bosque Nuboso en Monteverde
5 (100%) 1 vote